Brownfield – NUEVA VIDA PARA RT

RT Sulfuros

A la espera de su Autorización de Proyectos de Inversión (API ) se encuentra RT Sulfuros, proyecto estructural de Codelco avaluado en US $5.400 millones. Será la primera faena de la estatal en usar agua de mar desalinizada.

Por Alfredo Galleguillos Castro // Fotos Codelco

Uno de los proyectos denominados “estructurales” de Codelco, aquellos destinados a preservar su liderazgo en el mercado internacional y sostener los aportes que entrega al Fisco, se llama RT Sulfuros. La iniciativa extenderá por 35 años la vida útil de la División Radomiro Tomic, mediante la ampliación de sus capacidades de explotación y procesamiento para minerales sulfurados.

Bautizada en honor de uno de los políticos que abogó por la nacionalización del sector en los años 60 y 70, Radomiro Tomic se ubica en la comuna de Calama, a 3.000 msnm, con un sistema de explotación a rajo abierto que entrega cobre y, como subproducto, molibdeno.

En 2014, la división consiguió una producción total, entre óxidos y sulfuros secundarios, de 327.278 toneladas métricas de cobre fino, mientras que en 2015 solo llegó a 316.844 ton. La tendencia va en descenso y las proyecciones indican que las reservas de óxidos decaerán fuertemente a partir del año 2018. Fue por ello que se hizo necesario iniciar la explotación de las capas de sulfuros primarios, cuyas prospecciones han arrojado un estimado de 2.800 millones de toneladas con ley de 0,51%.

RCA en mano

A un costo de US$5.400 millones, en enero pasado RT Sulfuros recibió su Resolución de Calificación Ambiental (RCA), permiso esencial para comenzar el desarrollo de las obras. El Estudio de Impacto Ambiental (EIA) ingresó a trámite en mayo de 2013.

De acuerdo a antecedentes de la corporación, la evaluación incluyó etapas de participación ciudadana, consultas indígenas, tres ICSARA (Informe Consolidado de Solicitud de Aclaraciones, Rectificaciones y/o Ampliaciones) y tres Adendas.

Según su EIA, el objetivo comprende “la explotación de nuevas fases de minerales sulfurados de la mina RT a rajo abierto y su procesamiento mediante una nueva planta concentradora en RT de capacidad de 200.000 toneladas por día (tpd), para obtener una producción media y máxima estimadas, en el horizonte del proyecto, de 756.000 y 1.051.000 t/año de concentrado de cobre, y 7.000 y 11.900 t/año de concentrado de molibdeno, respectivamente”.

“La aprobación ambiental de RT Sulfuros da cuenta del aprendizaje, los ajustes y las mejoras que ha tenido el proyecto en estos 32 meses de evaluación”, indicó –tras conocerse la aprobación- Patricio Chávez, vicepresidente de asuntos corporativos y sustentabilidad de Codelco.

Obras tempranas

“El avance es de 68,4% en su ingeniería de detalle, mientras se desarrollan las obras tempranas de Obras tempranassaneamiento de interferencias para la construcción de las futuras instalaciones”, señaló Nelson Pizarro, presidente ejecutivo de la corporación, al informar sobre el progreso de los proyectos estructurales durante la entrega -el 24 de marzo último del reporte de resultados de 2015.

Un paso importante para el comienzo de las faenas de construcción radica en la culminación del trámite de Autorización de Proyectos de Inversión (API). En esta evaluación intervienen, de acuerda nuevas políticas acordadas con el gobierno, la Comisión Chilena del Cobre y el Ministerio de Desarrollo Social.

En todo caso, la cuprera ya inició las obras tempranas para la construcción de las nuevas instalaciones, relacionadas con obras civiles menores, pero esenciales para evitar que los permisos caduquen ante un eventual aplazamiento. Unos 12.100 empleos se generarán durante la fase de construcción, mientras que cuando entre en régimen ocupará a 2.200 trabajadores.

Infraestructura

El proyecto plantea la construcción y operación de una nueva concentradora con capacidad de 200.000 tpd, con lo que se convertiría en una de las plantas concentradoras SAG más grandes del país. Sin embargo, se construirá en dos etapas sucesivas y de igual capacidad (100.000 tpd). Por lo anterior, parte del mineral sulfurado se enviará a la planta concentradora de Chuquicamata, “para copar su capacidad autorizada de 182 ktpd”, señala la RCA.

En cuanto a mina, RT Sulfuros sacará partido del actual rajo para acceder a nuevas etapas, generando un movimiento de material total de entre 600.000 a 650.000 tpd, con una producción de mineral de 200.000 tpd.

RT Sulfuros incluye una infraestructura de tratamiento e impulsión de agua de mar desalada a un ritmo de 1.600 l/s. Avaluada en US$ 1.500 millones, contemplados en la suma total de inversión, la planta de osmosis inversa se ubicará en la costa de la comuna de Tocopilla, a 14 kms al sur de la localidad del mismo nombre.

“El agua desalada será impulsada y conducida mediante un ducto enterrado de aproximadamente 160 km de longitud hasta un reservorio en el área de RT”, establece la resolución de calificación ambiental. De esta forma, será el primer proyecto de la estatal que se abastecerá con agua de mar desalada, con el objetivo –asevera Codelco- de preservar las fuentes continentales en esta árida zona del país.

Según la corporación, los relaves generados por RT Sulfuros serán transportados en una primera etapa a través de una nueva canaleta de relaves hasta el tranque Talabre de manera convencional; en una segunda etapa, se levantará una Planta de Espesado de Alta Densidad (PEAD), cuyo costo no se ha incorporado en el trámite actual. Esta infraestructura “permitirá el funcionamiento del tranque con tecnología de relaves espesados”, acota la resolución.

Según Cochilco, en su reporte “Inversión de la Minería Chilena 2014-2023”, la utilización de agua de mar desalada, y a partir de 2021, el funcionamiento con relaves espesados, facilitarán “optimizar el uso y tamaño del tranque, recuperar más agua y disminuir emisiones de material particulado, entre otras ventajas ambientales”.

 

Mitigaciones: US$1.800 millones

De acuerdo con la Resolución de Calificación Ambiental, RT Sulfuros contempla un plan para evitar, mitigar y compensar sus eventuales impactos en el entorno. Las medidas totalizan una inversión superior a los US$1.800 millones, como la construcción de una planta desalinizadora para no afectar el acceso de terceros a fuentes hídricas continentales.

La expansión también considera cubrir con un domo el chancador principal, para disminuir el polvo en suspensión; se reforzará la canaleta de relaves; se ejecutarán obras para controlar fugas de agua, y se construirá un cruce de la tubería de agua desalada por debajo del río Loa, de modo de no intervenir su cauce. Asimismo, el diseño del proyecto incorpora medidas para resguardar la flora y fauna, y el cuidado del patrimonio arqueológico, para lo que se realizará un programa de investigación y divulgación científica.

 

Agregar un comentario

Top